A través de la aplicación de un buen masaje en la zona de la cabeza, es decir, cráneo, cara, cuello y hombros se logran grande y saludables beneficios. Uno de los primeros logros consiste en reducir la tensión que se acumula en esas zonas como consecuencias de nuestra vida diaria.

Publicado: 6 de Julio de 2018